En unos pocos años la británica Michaela Coel se ha convertido en una de las escritoras y actrices más distinguidas de su generación. Sin haber cumplido aún los 35 años, es la creadora de dos aclamadas series de TV, Chewing Gum y Podría destruirte (disponible en HBO Max y descrita por Adele como “La mejor cosa que he visto jamás en televisión”). Ambas exploran el fundamentalismo religioso, el despertar sexual, la manipulación emocional, la vergüenza, la intoxicación y el acoso sexual. El elemento primordial en su trabajo es la tensión entre el deseo de encajar y la necesidad de ser fiel a uno mismo. El título de su primer libro, Marginados, está perfectamente titulado.

Marginados, traducido al español por Moha Gerehou y publicado por Temas de Hoy, se basa en la charla que dio Coel en 2018 durante el prestigioso Festival Internacional de Televisión de Edimburgo. Es un libro relativamente corto que se puede leer de una sola vez. Antes de adentrarnos en la conferencia, que constituye el cuerpo principal del texto, Coel ofrece una breve introducción en la que explica su fascinación por las polillas: constituyen un símbolo de la muerte y el deseo en muchas culturas y son, principalmente, criaturas nocturnas, pero a menudo vuelan alrededor de la luz. El epílogo, escrito tres años después de la conferencia, trae todo a un aterrizaje con el regreso predecible de la metáfora de la polilla como una forma de pensar hacia una nueva conciencia fuera de las limitaciones del paradigma de afuera / adentro.

El texto en sí se enmarca como una narrativa. Es la historia de una mujer que creció en una vivienda de protección oficial en Londres. El título, Marginados, deriva del nombre que le da al grupo de amigas, principalmente negras, que conoció cuando cursaba secundaria. Coel es, en muchas ocasiones a lo largo del relato, una marginada en el sentido encantador de la palabra. Empezó a estudiar Literatura Inglesa, pero después de asistir a solo una clase dejó la universidad después de dos años para ir a la escuela de Arte Dramático.  Y luego se dio cuenta que la clase a la que había ido no era de su carrera… era de Derecho.

En otras ocasiones, Coel es una marginada debido al racismo y la misoginia. Describe, por ejemplo, el abuso racista del que fue sujeto en la escuela de teatro. Posteriormente, relata la agresión sexual que experimentó cuando trabajaba para una empresa de televisión. Esta última experiencia proporcionaría algo de inspiración para Podría destruirte.

Cuando se publicó la edición del libro en inglés, el New York Times se preguntó si valía la pena poner a la venta un texto que ya estaba disponible online y del que además hay un video. Si bien el texto ha sido actualizado y completado, no es algo completamente nuevo. No obstante, los problemas que expone (sexismo, complacencia atroz, racismo) siguen siendo tremendamente relevantes. El hecho de que el discurso de Coel no provocara una revolución instantánea en la industria ya es suficiente para justificar su transformación en un libro. Y, de hecho, lograr un cambio puede ser un proceso lento, pero Michaela Coel ya ha logrado más que la mayoría. Nadie hace el tipo de televisión que rompe tantos tabúes como ella. El discurso de Coel estaba inicialmente dirigido a los responsables de nuestras cadenas de televisión, pero para el resto de nosotros ofrece una visión sorprendente de la mente y las prácticas de un talento notable. Marginados es un defensa triunfal de la honestidad, la empatía y la inclusión. Este libro, oportuno y necesario, es un manifiesto conmovedor de la dedicación a cualquiera que alguna vez se haya preocupado por encajar. Es una lectura breve, pero que se quedará contigo.

Deja una respuesta